martes, 27 de abril de 2010

Detalles del planeta

Un baño relajante. Disfrutar en casa de una tarde gris, lluviosa, de una película en Blu-Ray bien acompañado. Dormitar en el sofá juntos. Compartir lo más cotidiano de la vida hogareña con otra persona.

Fotografiar personas, haciendo vida. Paisajes inolvidables. Momentos personales, o momentos históricos. El sonido mecánico que hace mi cámara reflex al inmortalizar momentos, tan característico de las cámaras antiguas. Las fotos de detalles. Las fotos poco usuales.

Conducir con mi coche. Un viaje improvisado. Perderme. Disfrutar de las vistas, de la velocidad, de recorrer lugares nunca vistos. Aderezar el camino con música.

Los caprichos sanos. Disfrutar de la música con los mejores cascos del mundo (de Sennheiser) o el mejor equipo de audio del coche (JBL). Poner la sintonía de Doraemon a tope en un semáforo en rojo y que la gente se quede ralladísima. "Ojalá mis sueños se hicieran realidad porque tengo un montón...".

Imaginar. Crear. Sorpender. Fundir el dinero en crear momentos únicos. Regalar sonrisas. 

Esos pequeños placeres y detalles de la vida que pasan desapercibidos, que están ahí, y que en pocas ocasiones valoramos. Todo lo descrito forma parte de mí, todo ello realizado, para seguir haciéndolo, disfrutándolo y valorando.

[Imagen: Yo mismo, en una tarde de baño relax en casa]

No hay comentarios:

Publicar un comentario