martes, 13 de abril de 2010

Reflexiones acerca de la fidelidad

Hay cosas que no entiendo y, a su vez, no quiero entender que ocurren, a pesar de que ocurran.

Hace unos días, hice pública mi queja acerca de la paulatina pérdida de valores en las personas, sobre todo en lo relacionado a la sinceridad y la fidelidad en pareja. Tengo una guerra declarada a la mentira, y no hay tregua que valga.

Hablemos de Bakala.org. Sí, esa web de dudosa ética y moral, en la que, que si bien es cierto que el medio no es malo en sí mismo, el 98% de las personas que lo integran no hacen de ese sitio un lugar limpio o adecuado para conocer personas (y no sólo pollas).

Hace muy poquito tiempo (y poquito es 27 horas), conocí a un chico de Granada a través de ese medio. Y qué inesperada sorpresa tan agradable. En las consistentes, largas, amenas y coherentes conversaciones que mantuvimos ayer tanto por messenger como por teléfono, él valoró especialmente que, en un apartado de mi descripción, marcase la opción de: "Siempre fiel". Me comenta que raro es el chico que tiene puesto en su perfil esta opción, e igualmente valoré que él también pensara como yo al respecto al haber marcado en su perfil idéntica opción.

Entonces, como os dije, hay cosas que no comprendo. En ese catálogo de carne fresca (o carne pasada, según la edad), se pide a las personas que marquen una de las siguientes opciones que describen el "nivel" de fidelidad de cada persona. Es la imagen que tenéis en la parte superior de este post: Siempre fiel, fiel en general, infiel, infiel en pareja o paso de decirlo.

¿Qué es esto de fiel en general? ¿Según el día? ¿Según la época? ¿O según el mes acabe en 30 ó 31 existen más o menos posibilidades de ser infiel a tu pareja? No me cuadra, no.

¿Y lo de infiel en pareja? Analiza bien esto: infiel en pareja. ¿Cómo se come esto? Si tienes pareja, no debes ser infiel. Si no, no la tengas. 

Tampoco puedo llegar a entender cómo personas que indican "Buscando: pareja" pongan, a la vez: infiel o infiel en pareja. No lo entiendo. Buscar pareja para ser infiel. No, definitivamente no... No me cuadran las cuentas.

Y, bueno, quienes marcan aquello de "Paso de decirlo", es que sí, es infiel. El sistema te ofrece en la primera vista que marques todas esas opciones; si no te decides es por algo. Algo escondes.

La jerarquía de "niveles" de fidelidad de esa web es obra de su señor creador (todo un invento), pero no sé yo quién es más estúpido: el creador de "niveles de fidelidad", o quienes son capaces de diferenciar entre las distintas posibilidades de ser infiel.

En lo que a mí respecta, yo sólo veo dos lógicas opciones: la fidelidad o la infidelidad. No hay mucho, poco o poquito. Es o , o no.

Y a ti, que estás leyendo esto, un briconsejo de Angelito: si una persona no te responde con absoluta firmeza a esta cuestión, no te embarques en una relación. Si ya hay suficientes personas con un "siempre fiel" que son infieles (mi ex, sin ir más lejos), imagínate cuántas papeletas ganadoras puedes estar comprando si tienes algo con un indeciso.

Sed buenos :**

1 comentario:

  1. Un buen uso de estas webs de contactos harían un mundo mejor. Veo no patético, sino muy triste aprovecharse de la falta y necesidad de amor y cariño en esta sociedad para que otras webs, y bakala remotamente, obtengan beneficios económicos, o parte de los suscritos se aprovechen del débil. ¿Pagar para ver más de 30 perfiles al día? ¿Pagar para poner más de 6 fotos? ¿Pagar para tener contactos en mil ciudades? ¿Pagar para contactar con una persona que hemos idealizado mediante una fantástica foto fotoxopeada y decir que no busca sexo?

    La solución que yo adopté fue, independientemente de tener o no pareja, borrar mi perfil, dado que sólo recogí polillas en vez de frutas maduras.

    Siempre defenderé la siguiente opción: "Estas webs son una mierda, prefiero no perder el tiempo en ellas que amargarme por la gente que las habita." Y sí, crean adicción.

    Todo tiene su parte positiva: la gente que está ahí, día tras día, husmeando, cotilleando, cuchicheando, chafardeando, amargando, chismorreando... cual patio de vecinas, que se quede ahí, que no salga a la calle. Los bits arrugarán su piel, que ensucien la red virtual... a cambio, nos dejarán un poco más limpio el mundo real. Al igual que las discotecas en las afueras de las ciudades... ¡Que en esta vida no sólo hay que follar, señores! ¡En esta vida también existe el trabajo, el estudio, la amistad, el deporte, la música, la cerveza y la baraja de naipes!

    RESUMEN: la vida está en la calle.
    PD: perdón por el tocho.

    ResponderEliminar